Documental al andalus online dating

Rated 3.96/5 based on 865 customer reviews

Ningún documento escrito apoya esta última teoría, y los que hemos consultado tiran por tierra tal presunción etimológica.De este modo, según la documentación estudiada en el Archivo Histórico Provincial de Jaén, ya nos aparece fechado el 6 de septiembre de 1671, es decir casi un siglo antes de la fundación de Guarromán en 1767, el protocolo 6.177 del notario-escribano de Baños, Francisco de Mendoza, según el cual se establece una fianza de Juan Garzón y Francisca Pérez del Royo a favor de Juan Rodriguez,«ventero en la venta de Guadarromán que está en el término de esta villa [Baños de la Encina]" por la causa que se sigue sobre un incendio acaecido en la dehesa de la Cañada de Santiago y otras dehesas propiedad del Concejo de la Villa de Baños.Aquel paraje situado junto aquella antigua venta, transcurridos unos meses, pasó a ser denominado provisionalmente como La Real Población del Sitio de Guarromán, tal y como aparece citado en algunos escritos por los primeros capellanes de la iglesia de Guarromán, siendo deseo del propio Olavide que pasara a llamarse Múzquiz o Muzquia, en honor de don Miguel Múzquiz(4), ministro de hacienda de Carlos III, quien tanto había hecho desde su departamento ministerial para el nacimiento de estas Nuevas Poblaciones. TERES, E.: «Sobre el nombre árabe de algunos ríos españoles».

documental al andalus online dating-54

documental al andalus online dating-70

documental al andalus online dating-12

Poseer un nombre de chocante sonoridad, como es el caso de Guarromán, y estar ubicado junto a la muy transitada autovía de Andalucía, donde tantas oportunidades hay de exhibirlo, supone ante todo, más que un reto para un investigador de historia local, un acicate más para dar a conocer a los cuatro puntos cardinales que tras este peculiar topónimo se esconde un bello, cuando no poético, significado.M.», fechado en 1761, antes de la colonización de Sierra Morena, podemos ver un lugar denominado «Venta de Guarramón» (sic.) ubicado a 20 kilómetros más al norte de su emplazamiento real. Den fe estos documentos de como la Venta de Guarromán es denominada de Guadarromán ya desde el siglo XVII, sin que aparezca ningún ventero llamado «Juan Román» que diera lugar a tal nombre, pareciéndonos más probable, a la vista de los documentos notariales, que si en una primera aproximación Guarromán nos puede sonar a Juan Román, el topónimo Guadarromán tiene que ver poco con el pretendido ventero legendario, y mucho, en cambio, con la pérdida de la d intervocálica, fenómeno, que como ya se ha dicho, es bastante frecuente en Andalucía, como podemos constatar en los siguiente ejemplos de nombres de ríos que han sufrido un proceso fonético análogo: En la provincia de Jaén:- Guabrás por Guadabrás,- Gualcebas por Guadalcebas.- Gualcotón por Guadalcotón.- Guarrizas por Guadarrizas.- Gualimar por Guadalimar. O en la lejana provincia de Teruel:- Gualaviar por Guadalaviar. La forma popular acabará por imponerse, hasta tal punto de aparecer escrita en los documentos notariales.También en el Cuaderno Primero de protocolos de Bailén, en los escritos por Dionisio José Villarejo, leg.

Leave a Reply